20/3/08

Decálogo para tratar los trastornos del comportamiento en menores

La Fundación Internacional O´Belén mostró como afrontar estas patologías en el IV Congreso Internacional sobre Trastornos del Comportamiento en menores
El IV Congreso Internacional sobre Trastornos del Comportamiento en menores, organizado por la Fundación Internacional O´Belén, celebrado en Mallorca el pasado fin de semana, al que acudieron prestigiosos especialistas en la materia, aporta diez medidas necesarias para prevenir un problema que cada día afecta a más familias.
Durante el Congreso se quiso dar especial relevancia a las terapias de ayuda para los trastornos de conducta que pueden ser aplicadas en la escuela, el entorno familiar, la salud y los sistemas de protección y justicia. En este sentido, Emilio Pinto, Presidente de la Fundación Internacional O´Belén, señala que “en este encuentro ha quedado constatado que los Trastornos del Comportamiento en menores son uno de los mayores problemas que sufre nuestra sociedad, que requiere una intervención eficaz, urgente y coherente que involucre a todos los agentes sociales y que, de no actuar a tiempo, esto producirá un grave deterioro en nuestro tejido social”.
Según los datos de la Organización Mundial de la Salud en España existen entre 620.000 y 780.000 menores afectados con Trastornos del Comportamiento y se calcula que hay 1.300.000 con riesgo de padecerlos.
Decena de medidas
Como medidas necesarias para frenar la tendencia al alza de este problema, la Fundación Internacional O´Belén expuso un decálogo que contempla la universalidad del acceso gratuito a los servicios públicos de atención especializada en Trastornos del Comportamiento, priorizar y potenciar el trabajo en red, involucrando a las Administraciones Sociales, Sanitarias, Educativas y Judiciales, disponer de recursos para el tratamiento de los casos graves, investigar cualitativa y cuantitativamente en el ámbito de los Trastornos del Comportamiento, realizar los cambios necesarios en todos los ámbitos, crear un observatorio de estos trastornos, así como una Plataforma de Coordinación, Conocimiento y Apoyo a las familias y profesionales del sector, reflexionar y valorar adecuadamente antes de ingresar a los menores en Centros de Reforma, no estigmatizar a los menores con diagnósticos alarmantes e inamovibles, analizar la intencionalidad de un comportamiento para discernir si pertenece o no a lo patológico y sensibilizar a la sociedad a través de los Medios de Comunicación y de las instituciones implicadas, para que se conozca la magnitud de este problema.

No hay comentarios: